EL AMOR DE MACHADO

Posted: 16th noviembre 2015 by Aurora in Literatura
Tags:

EL PINTOR OFICIAL, esta vez ha orientado las sillas y sillones hacia la pared en la que cuelgan los retratos de Gertrudis Gómez de Avellaneda, Carolina Coronado y Emilia Pardo Bazán. Con mucho acierto, ha tratado de paliar con luces y bandas de colores los tonos oscuros de las damas siglo diecinueve, porque solamente resaltaba del conjunto el vestido blanco de la divina Tula.

ESTAMOS ya los habituales y siguen entrando visitantes. Todavía el Pintor curva un poco en anfiteatro las filas de sillas y sillones para que haya mejor perspectiva. Ya ha empezado con sus bocetos, maneja unas libretas descomunales, se rodea de cajas de ceras y carboncillos. Va cayendo el silencio.

Pregunté a la tarde de abril que moría:

Al fin la alegría se acerca a mi casa?

La tarde de abril sonrió: La alegría

pasó por tu puerta – y luego, sombría:

Pasó por tu puerta. Dos veces no pasa.

Leonor tiene quince años y Antonio tiene treinta y cuatro, es mil novecientos nueve. Se casan, viajan a París, viven en París y Leonor enferma en mil novecientos once. Vuelven a Soria el veinte de septiembre.

La muerte ronda mi calle: llamará.

Ay! Lo que yo más adoro se lo tiene que llevar.

La muerte llama a mi puerta, quiere entrar.

Ay, Señor! Si me la llevas, yo no te vuelvo a rezar.

Ay! Mi corazón se rompe de dolor.

Es verdad que me la quitas? No me la quites, Señor!

………

… Mi corazón espera, también hacia la luz y hacia la vida

otro milagro de la primavera.

……

El texto completo se puede leer en el libro de Aurora Palacios publicado en Amazon «De nuevo en el salón del Siglo XXI» (Tomo II)

Be Sociable, Share!
  1. Leyre dice:

    Me pregunto que pensarán las tres escritoras-poetas colgadas en sus cuadros que miran al Salón. Quizá La chiquilina Leonor Izquierdo pudiera estar entre ellas cuando mayor

  2. Leandro dice:

    Con todo esto me animo a buscar libros. Es lo bueno que tiene, crea interés y curiosidad, este Salón

  3. René dice:

    La ingente obra poética y de pensamiento de Machado le hace acreedor a un total respeto por su vida privada. En esta primera entrega veo que será así también en las que falten. Enhorabuena

  4. Vanesa dice:

    Me va gustando la primera parte. Al pintor le diría que tenga paciencia de artista, que todo llegará. A ver si la segunda parte me coge con las castañas recién asadas. Seguro que a Don Antonio le encantarían con las historias al lado de una chimenea

  5. Ane dice:

    Esto sí que es novedad. Toda la vida pensando yo en Leonor, y bueno Ahora en Pilar y Leonor, sorpresa que da la vida